Compartir

8/2/16

Paciencia, la madre de todas las ciencias

No tengo ideas... se me agotan en otros proyectos y el blog va quedando abandonado, relegado.
Tras casi 10 años publicando empiezo a pensar que esto puede llegar a su fin, pero no me quiero rendir, no me quiero resignar al abandono. Este proyecto estaba llamado a perdurar en el tiempo y así lo hará.
Quizá disminuya la frecuencia a la hora de publicar pero siempre estará ahí, para mi, para el que lo quiera leer.
Porque lo inútil es necesario: Un blog.
Algunos dicen que es una perdida de tiempo, que resulta una actividad inútil. Tal vez...
Fue algo que empezó sin un motivo claro. Empezó indefinido, como empiezan muchas cosas, un proyecto que sigue siendo una incógnita pero que tanto me ha ayudado.
Hace poco estuve en una sesión que se titulaba ¿Cómo triunfar en Internet? Me quedé con la idea de que para triunfar hay que ser uno mismo, no tomarse las cosas demasiado en serio (eso se me da bien) y ser constante... y lo más importante: No dar por culo!
Yo no quiero triunfar en Internet, (así en general), quiero triunfar en particular. 
Os dejo con mi último descubrimiento, Jake Bugg - Broken:

0 comentarios:

Publicar un comentario